Las Taradas “Son y se hacen”

Publicado: 22/01/2014 en Disco de la Semana
Etiquetas:, , , , ,

Reseña homenaje a Carla Branchini

Antes de comenzar esta nueva reseña, quisiera mencionar una breve noticia muy lamentable, que ocurrió un día antes de la publicación de este post. La clarinetista de esta banda, Carla Branchini, falleció ayer (21 de enero del 2014) debido a complicaciones de salud. Es por eso que quisiera dedicar toda esta reseña en homenaje a ella, a su familia y a todas las integrantes de Las Taradas. También quiero aclarar que ya de antes tenía decidido publicar este álbum como Disco de la Semana, por lo que su aparición en estos momentos en el blog no derivó directamente de esta mala noticia.

Ahora si presentamos El Disco de la Semana:

Hay un término que inventé hace poco (no se si ya fue usado, si es así pido disculpas) que es acerca de un género musical que está muy de moda en la escena musical porteña (ya voy a explicar por qué “porteña”). El término es el de Neo-Orquesta, y creo que engloba a muchas bandas que utilizan instrumentos acústicos para sus canciones, y sobre todo aquellos que son típicos de una orquesta establecida, es decir, violín, clarinete, contrabajo, etcétera, y que su empleo es algo diferente a lo que una orquesta establecida pueda llegar a usar. ¿Por qué porteña? Puede ser como un eco de las orquestas tangueras que evolucionaron, o mutaron, en esta nueva forma, por eso pienso que en Buenos Aires este formato está en los genes de cada músico. Las bandas que tengo en mente son Julio y Agosto, La Familia de Ukeleles, Me daras mil Hijos y varias bandas mas como este conjunto de mujeres que son el objeto de nuestro post del día de hoy.

Las Taradas se define como “una orquesta de señoritas” con toda la ironía que eso confiere. Estas siete mujeres solo están disfrazadas de señoritas, en el sentido en que ser una “señorita” signifique ser una chica frágil, sumisa y maleable. Nada más lejos de eso están estas mujeres. Solo basta verlas en vivo para darse cuenta que su espíritu está más cerca del punk rock que de una verdadera orquesta, pero si lo que atañe es sólo la música, bueno sí, estamos frente a una orquesta de señoritas.

Pero hace falta adentrarse en ciertos detalles de lo ofrecido por Las Taradas en “Son y se hacen” para reconocer que estas chicas no son simples defensoras del cotilleo de pasillo, sino verdaderas guerreras. “Que no, que no” retumba con esa percusión desenfrenada obra de Nati Gavazzo; Carla Branchini (clarinete) y Rosario Baeza (violín) lideran la melodía de “Santa Marta”, una cumbia colombiana que es una verdadera delicia (y que en vivo es un desenfreno); el contrabajo de Lu Martínez aporta profundidad en la melancólica “La noche de mi amor”; la voz de Paula Maffia es toda sensualidad y actitud en la mágica “Guaglione”; el ukelele de una especialista como Mel Muñiz es la guía en “El Show del Perro Salchicha”; y la guitarra de Lucy Patané es una cuota de genialidad y destreza en cada uno de los temas dichos y del resto del álbum (un ejemplo es la intro de “Cocaine Blues”).

Por supuesto que este septeto no está recién incursionando en el mundo de la música. Casi todas las integrantes mencionadas tienen bandas propias y hasta discos solistas. Las Taradas pueden ser tranquilamente llamadas como un “supergrupo” local de mujeres especialistas en lo acústico. Y eso se refleja en “Son y se hacen”, un álbum lleno de magnificencia y lujo.

Ahora bien, tengo que confesar que nunca fui muy fanático de los covers. Reconozco que la meta del álbum es una revisión de canciones de los 40′ y los 50′ y que eso está logrado con creces. Pero hubiera querido que estas chicas se animen a temas propios que sigan la misma onda. Reservo esa esperanza para un posible segundo disco, por ahora.

Las Taradas ofrecen en vivo el doble de lo ofrecido aquí en lo estudio, que ya es bueno. Llamarse a si mismas “orquesta de señoritas” es un guiño, por un lado interno que alimenta el buen humor y la diversión en todo el disco, y también externo, hacia un público que no puede hacer otra cosa que bailar y entregarse al festejo a lo que sea con estas canciones. Porque ellas pueden ser taradas, pero a no confundirse, también un poco se hacen, y eso es el secreto.

Por Renzo Cavanna – re.cavanna@gmail.com

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s